Escopetas de segunda mano

Escopetas de segunda mano

¿Estás buscando escopeta? ¿No sabes si decantarte por una de segunda mano? ¿Cómo sabré si he realizado una buena compra?

En este artículo te contamos algunas cosas sobre comprar escopetas de segunda mano y las comprobaciones necesarias para saber si estas realizando una buena compra o no. Cuando compras una escopeta de segunda mano debes comprobar algunas partes del arma como: el estado del cañón, de las maderas y de los aceros, el ajuste y otros aspectos. Con ello podrás valorar una escopeta y saber si es un acierto comprarla.

La posesión de armas en España, está limitada por el número de armas por licencia que se pueda poseer y por las posibilidades económicas de cada cazador.

Tipos de licencias para poder adquirir una escopeta de segunda mano

Licencia de armas D: Se trata de una licencia para armas de fuego largas rayadas para caza mayor. Tiene una limitación de hasta 5 armas de fuego de categoría 2ª.2. y deben guardarse en armeros autorizados.

Licencia de armas E: Licencia para armas de fuego larga para tiro deportivo de 5,6 mm de calibre, armas de fuego largas de ánima lisa, escopetas, cañón con rayas , armas proyectadas con gas o aire comprimido. Tiene una limitación de hasta 6 carabinas o escopetas como máximo.

Debido a estas barreras en cuanto al número de armas que se pueden poseer, hace que para elegir un arma de segunda mano sepas que estás comprando.

Partes que revisar antes de comprar una escopeta de segunda mano:

Escopetas de segunda mano
Escopetas de segunda mano

El cañón y el interior de las escopetas: Lo ideal cuando buscamos una escopeta de segunda mano es poder tocarla, desmontarla y ver cada una de sus partes. Lo principal que debes mirar es el estado del caño o cañones, ya que la mayoría de las escopetas de segunda mano han sido utilizadas con anterioridad y este puede encontrarse dañado. Lo ideal es que el ánima este impoluta y brille al mirar con el cañón hacia una luz, pero suele ser poco frecuente en armas de segunda mano. Con un interior liso, sin rugosidades y brillante, asegurarás unos plomeos homogéneos. Si es el caso, y observamos un ánima desgastada, puedes proponer un bruñido y barrenado del mismo o descartar dicha arma. El interior del cañón es el alma de la escopeta, si este está estropeado lo mejor es seguir buscando.

También es recomendable revisar la boca de los cañones y comprobar que no tenga irregularidades y que la circunferencia este bien. El exterior del arma también es importante revisarlo, ya que puede darse el caso de que tengan alguna abolladura o “hernia”. Las “hernias” son los golpes o abolladuras más o menos pronunciados que se pueden encontrar en algunos de los cañones por sobrepresión. Estás suelen encontrarse sobretodo en el último tramo del cañón o en el final de la recámara. Para poder localizarla deberás mirar  longitudinalmente el cañón girándolo sobre su eje, así podrás ver si existe alguna protuberancia en alguna zona.

Si quieres conocer más partes que debes revisar antes de comprar una escopeta de segunda mano no te pierdas nuestro próximo post.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *